Guía de los museos de Málaga: sexta entrega

Siguiendo el recorrido por los espacios culturales de la ciudad de Málaga, los amantes del motor van a encontrarse con un interesantísimo museo repleto de piezas únicas y coches de ensueño, además de una colección de complementos de moda relacionados con el automovilismo.

Museo automovilístico de Málaga

La ciudad cuenta, desde su inauguración en el año 2010, con este espectacular templo de la automoción en las instalaciones del antiguo edificio de Tabacalera. Los más de noventa vehículos en exposición representan un apasionante viaje por la historia del automóvil, con modelos que van desde 1898 hasta los prototipos más actuales.

Los 7.000 metros cuadrados de superficie que ocupa el museo están divididos en diez salas dedicadas a temas bien diferenciados. Por orden cronológico, la primera sala está dedicada a los coches de la ‘Belle Epoque’, que desde finales del siglo XIX hasta el comienzo de la Segunda Guerra Mundial, competían con los coches de caballos por imponerse como medio de transporte urbano. El diseño no tardó en llegar a estas rudimentarias máquinas para adaptarlas al gusto y el refinamiento de las clases altas y la aristocracia. Las primeras marcas en incorporar elementos puramente decorativos en los automóviles fueron Winner, Jackson, Richmond y Buick.

A continuación encontramos la sala dedicada a los ‘Dorados años 20’, en ella podemos ver los automóviles que caracterizaron una época marcada por la euforia y la prosperidad económica posterior a la conclusión de la Primera Guerra Mundial. En los modelos de Unic, Lancia, Nash e Hispano Suiza, puede observarse también como los automóviles de la época se empiezan a adaptar a las necesidades de unas mujeres en pleno proceso de emancipación.

La siguiente sala está dedicada a lao modelos de los años 30, época del Art Decó y era dorada del automóvil. Este nuevo estilo, reformista, creativo e innovador, marcó de forma muy significativa el diseño de los automóviles gracias a la intervención de los artistas de la década. Los modelos de Mercedes, Bugatti, Packard y Studebaker están llenos de estética, lujo y elegancia.

Los coches de los años 50 representan la prosperidad de la posguerra y la mejora sustancial de la calidad de vida con deportivos potentes de bellas líneas aerodinámicas a la moda de la época de la Dolce Vita. Artistas y directores de cine divulgaron las tendencias automovilísticas al volante de los Jaguar, Maserati, Porsche, Ferrari y Aston Martin.

A partir de ahí, el resto de salas están dedicadas a colecciones temáticas, como la sala de ‘La Tradición inglesa’, con modelos de la primera mitad del siglo XX diseñados por Rolls Royce, Jaguar y Bentley. Más allá de la fastuosidad de estos modelos, la siguiente sala está dedicada a los coches que comenzaron a fabricarse para solventar las necesidades de transporte de la clase obrera. En el espacio ‘Coches Populares’ se pueden encontrar interesantísimos ejemplares de Austin, Velorex, Fuldamobile y Minor Morris cuyo diseño responde a la eficacia y la optimización de los recursos que marcaron los años de posguerra.

La colección de ‘Coches de diseño’ está formada por modelos estéticamente adelantados a su tiempo. Se trata de máquinas con las que los fabricantes pretendían revolucionar el mundo del automóvil con diseños radicalmente innovadores. Entre otros ejemplares, esta sala cuenta con coches de las firmas Auburn, Lancia, Tatra, Fabrique National y Panhard et Levassor.

Una de los espacios más espectaculares del museo es el dedicado a los ‘Coches de sueño’. Esta sala contiene algunos de los modelos más potentes y representativos de la historia automovilística de los Estados Unidos de América. Los coches de Cadillac, Chrysler y Excalibur entre otros, simbolizan a la perfección el mito Hollywoodiense del ‘Sueño americano’.

Otra interesantísima sala es la que está formada por los modelos derivados del arte ‘Tuning’. Viejos coches de Ford, Cadillac y Lincoln eran recuperados de las chatarrerías para convertirlos en verdaderas obras de arte customizadas con diferentes motivos y piezas de carrocería.

La colección final está enfocada hacia los prototipos de la industria automovilística que se han diseñado para cambiar el curso de la historia. Marcas como Milburn Electric, Stanley Steamer y Solar entre otros llevan diseñando desde principios del siglo XX una serie de coches impulsados por energías renovables como la solar, el hidrógeno y el aire comprimido.

Dirección: Edificio Tabacalera, Avenida Sor Teresa Prat 15

Horario: lunes a domingo de 10:00 a 19:00

 

1 junio, 2012

Deja una respuesta