El caso urbano de Marbella estará unido a San Pedro Alcántara por un carril bici

Parece que la celebración de la Vuelta a Ciclista en la Costa del Sol ha hecho resurgir el sentimiento y la afición por el ciclismo. Aprovechando gran parte del recorrido de la inaugural de la Vuelta a España que se hizo en Marbella, el Ayuntamiento ha aprobado un Plan Municipal para unir el casco antiguo con San Pedro Alcántara a través de un carril bici por la senda litoral. Se prevé que el carril bici empezará a ser efectivo a partir del mes de septiembre, coincidiendo con la celebración de la Semana Europea de la Movilidad.

Según han explicado los portavoces del ayuntamiento, habrá dos tipos de señales por todo el recorrido. Una de ellas es la señal de «senda ciclable», en la que los peatones tendrán prioridad sobre los ciclistas y en la que las bicis no podrán circular a más de 10 kilómetros por hora.

La otra modalidad de senda será la «ciclocalle», que serán los tramos en los que el Paseo Marítimo se interrumpe y discurre por carreteras o caminos secundarios. Las ciclocalles serán vías de un único sentido en las que las bicicletas (que no podrán sobrepasar los 30 kilómetros por hora), tendrán preferencia frente a los vehículos.

Con esta iniciativa lo que se pretende es abrir paso a las bicicletas en tramos del Paseo en los que actualmente están prohibidas y sólo pueden circular los peatones. Además, se quiere modificar «la jerarquía» de los medios de transporte de Marbella y San Pedro, actualmente gobernados por los vehículos. Se quiere hacer prevalecer a los peatones, seguidos del transporte público y las bicicletas, y en último lugar los vehículos.

Los amantes del ciclismo estarán encantados con esta nueva medida, mientras que seguramente también despertará muchos descontentos. Para ello, se va a desarrollar una campaña de información sobre las nuevas señales, así como una campaña de concienciación de los adultos y los niños de la necesidad de la convivencia entre ciclistas y peatones.

30 agosto, 2015